Los secretos de la Oración en lenguas

Por Peter Thompson

Tomado del Boletín de Fomación de servidores de la RCC de la ICCRS
(international catholic charismatic renewal services)

Volumen XXXVII, Número 5     octubre – diciembre 2011

Al estudiar la “Carta de san Pablo a los Efesios” y específicamente el capítulo 6,10-18, somos guiados e instruidos con algunos consejos espirituales sobre cómo resistir los ataques del enemigo quien busca la condenación eterna de las almas de todos los hombres. San Pablo, en este pasaje sucinto y claro de la Sagrada Escritura que nos ha llegado a través de los siglos, presenta una enseñanza sólida y eficaz a la que necesitamos aferrarnos con fuerza.

Recordándonos que primero y ante todo debemos fortalecernos en el Señor y en la fuerza de su poder (Ef 6,10), san Pablo continúa enumerando las armas que un soldado romano utilizaba para defenderse y también para atacar al enemigo, empleándolas simbólicamente para enseñarnos cómo tenemos que utilizar la armadura espiritual que Dios nos ha dado para defendernos y derrotar al enemigo.

Finalmente, san Pablo concluye con una exhortación a la oración: «siempre en oración y súplica, oren en toda ocasión en el Espíritu, velando juntos con constancia, y suplicando por todos los santos». Mediante la efusión del Espíritu Santo en Pentecostés y la promesa de que el Espíritu Santo era para ellos y para cada generación sucesiva y hasta los confines del mundo (Hch 2,39), también podemos fortalecernos en el Espíritu Santo y utilizar los dones que Él ha dado a la Iglesia, especialmente el don de orar en el Espíritu —es decir, en lenguas— como medio para combatir los ataques de Satanás y sus demonios, los principados y las potestades, los dominadores de este mundo tenebroso (Ef 6,12).

Lee el texto completo aquí

Si quieres leer mas enseñanzas haz click aquí

Anuncios

El don de lenguas poderosa oración contra los demonios

Aquí le compartimos un video con una entrevista a un sacerdore exorcista, que no pertenece a la Renovación Carismática y nos comparte su experiencia con el don de lenguas (ver en la biblia 1 Corintios 12,10)

Click aquí para ver otros videos

LOS CARISMAS – RCC

Por el Padre Tardif

Los carismas son dones Ministeriales que dan una fuerza muy especial a la evangelización, también son dones espirituales especiales que el Señor nos da para edificar la comunidad para construir la Iglesia, algunos confunden la palabra carisma con otras cosas que no son carismas sino dones naturales, por ejemplo hemos oído hablar del carisma de un peluquero y el carisma de un político, carisma de un músico esos no son dones espirituales, son dones naturales que se desarrollan, pero un carisma estrictamente hablando es un don espiritual, si el Espíritu Santo está en nosotros, desde el día de nuestro Bautismo porque somos Templos vivos del Espíritu Santo, está en nosotros con todos sus dones y todos sus carismas, el día de nuestro bautismo hemos recibido el Espíritu Santo con sus siete Dones.

Los siete Dones del Espíritu Santo son realmente la raíz de todos los carismas, hablamos de siete Dones, podríamos hablar de infinidad de dones, porque el número siete en la Biblia significa plenitud, y el día de nuestro Bautismo hemos recibido, como leemos en (Isaías 11,1-2). Los siete Dones del Espíritu Santo, el don de Sabiduría, de Conocimiento, de Inteligencia, el don de Consejo, de fortaleza, el don de Piedad y el de Temor de Dios.

Haz click aquí para leer el texto completo

Podés encontrar mas entradas como esta en nuestra sección enseñanzas

Lenguas para hablar con Dios I

En el marco de la 2ª Jornada de la Paz, el próximo lunes 20 de septiembre, a las 21.00, en la sala “C” del Centro Cultural General

Padre Alberto Ibañez Padilla

San Martín, Sarmiento 1551, se presentará el libro del Padre Alberto Ibáñez Padilla S.J.,“LENGUAS PARA HABLAR CON DIOS I” . Tendrán la palabra el Lic. José Torres Alonso, fundador de la “Casa de la Palabra”, perteneciente a la Renovación Carismática Católica y el autor, Padre Alberto Ibáñez Padilla S.J. Lecturas a cargo de Cira Vivern de Llamosas. Se servirá un vino de honor.